Chamaedorea elegans: Cuidados para su cultivo perfecto

Chamaedorea elegans

Antes que nada:

¡No te dejes intimidar por este nombre que suena tan raro!

La Chamaedorea elegans tiene un nombre le hace honor.

Se trata de la palmera de salón que muchos ya conocemos. Elegans proviene del latín, quiere decir “elegante”, y vaya que lo es. 🙂

La buena noticia es que, si no tienes demasiado tiempo, tener una chamaedorea es una excelente opción.

Te invito a leer hasta el final para conocer en profundidad esta variedad de palmera.

Te enseñaré cuáles son sus características y, lo más importante, sus cuidados.

¿Qué es la Chamaedorea elegans?

También conocida como palmera de salón o palmera de interior, proviene de Centroamérica, más precisamente de países como México y Guatemala.

Es una planta fina y estilizada que hasta da la impresión de ser frágil y delicada.

Cuidados y características de la Chamaedorea elegans
Sus hojas son de un color verde bastante elegante y recuerda a las de otra palmera llama Kentia. Sobre sus cuidados, te aconsejo precisamente no colocarla al sol (ni siquiera dentro de tu casa) como está en esta imagen.

No obstante, su apariencia es engañosa ya que es sumamente resistente.

Es decir, NO requiere demasiados cuidados.

Es por esto que es una de las primeras opciones de muchas personas que buscan una planta de interior que sea vistosa, de aspecto fresco y tropical y que no dé mucho trabajo. No es imposible de encontrar y esta palmera es prueba de que existen plantas bellas y poco demandantes. Otra planta de este tipo es la Lunaria annua.

No exige cuidados especiales, solo las condiciones adecuadas en cuanto a riego, luz, temperatura, humedad y sustratos.

En otras palabras, es la compañera perfecta que todo hogar debiera tener.

Hecha esta pequeña presentación, repasemos cuáles son sus principales características.

Características generales de la Chamaedorea elegans

Este tipo de palmera tiene un tronco angosto que finaliza con una especie de coronilla dispareja formada por sus hojas. Estas son de un verde intenso y brillante y se abren hacia afuera del tronco con una gracia que las vuelve muy simpáticas.

En realidad, del tronco surgen diferentes tallos de los que a su vez nacen hojas de tipo pinnadas.

De estas surgen hojas más pequeñas y alargadas, de unos 15 a 20 cm de largo y hasta 2,5 cm de ancho.

¿Qué altura alcanza la palmera de salón?

Si quieres saber qué altura máxima puede alcanzar esta palmera de salón, debo decir que es muy variable, ya que dependerá de la maceta, la luz y los cuidados que reciba.

De todas maneras, algunas que crecen bajo condiciones óptimas llegan a crecer unos dos metros y medio, más o menos.

Crecimiento: ¿Cuánto tarda en crecer la Chamaedorea elegans?

Quizás te estés preguntando cuánto tarda en crecer… pues desde ya te adelanto que no es una planta apta para ansiosos. Esto se debe a que su crecimiento es bastante lento y, en el mejor de los casos, puede alcanzar una altura de un metro en unos tres años promedio.

Una vez más, te aclaro que son datos estimativos y que pueden variar con el cuidado y el ambiente donde se desarrolle esta palmera.

Otra duda SUPER común es la siguiente:

¿La Chamaedorea elegans tiene flores o frutos?

La Chamaedorea elegans sí que tiene flores y frutos.

Justamente esta variedad de palmera es una de las pocas que da flores, incluso en sus primeros años de vida.

A pesar de que sus flores no tienen una fuerte impronta decorativa, podemos decir que la palmera luce aún más bonita cuando sus diminutas flores comienzan a aparecer.

Fíjate que aspecto más curioso tienen…

La Chamaedorea elegans o palmera de salón tiene flores sin pétalos de color amarillo
Las flores de esta palmera de interior son especiales porque no tienen pétalos. Crecen como racimos y tienen morfología esférica.

Al comenzar la primavera, se asoman las primeras inflorescencias de un color amarillo que contrasta con el verde de sus hojas, logrando un efecto visual muy peculiar.

Aquí va un dato curioso…

¿Sabías que las palmeras tienen género?

Esto significa que cada planta solo tiene flores machos o flores hembras, pero solo las segundas tienen aroma.

Interesante, ¿no?

Existen otros tipos de plantas que son hermafroditas, y por eso muchos frutales y hortalizas son autofértiles, con lo que pueden producir frutos sin plantar otros individuos de la misma especie en el mismo jardín.

Ahora que ya hemos repasado algunas de sus características principales, te invito a que veamos cómo se cuida una Chamaedorea.

Te aseguro que tendrás una palmera que será la estrella del vecindario.

Cuidados básicos de tu palmera de salón (y algunos consejos)

Una de las preguntas existenciales que muchas personas se hacen es si esta palmera es de interior o exterior, y si va en tierra directa o en maceta.

Pues bien, la realidad es la siguiente:

Este tipo de palmera se puede colocar tanto dentro como fuera de casa, pero siempre teniendo en cuenta algunas precauciones que te cuento aquí abajo.

Si las cumples a rajatabla, no hay problema con que plantes tu Chamaedorea elegans en una maceta como esta:

Maceta de Chamaedorea elegans para interior, pero también se puede cuidar en exterior con poca luz
Aquí sí que está bien colocada la palmera de salón, dentro de casa, es perfecta para poner en una maceta, y sin que le de el sol directo. También puedes cultivarla en tu patio o jardín siempre y cuando esté a la sombra de un árbol.

En primer lugar, es una planta que prefiere un espacio bien iluminado… pero ¡mucho ojo!, porque NO debe recibir los rayos de sol de manera directa.

Supongamos que decides colocarla dentro de casa.

En tal caso, procura lo siguiente:

  1. Que reciba abundante luz sin sol directo.
  2. Que no le afecten las corrientes fuertes de aire.
  3. Que no quede muy cerca de los vidrios de las ventanas porque el sol y el calor que se filtran por allí pueden afectar las palmeras.

Ahora bien, si prefieres ubicarla en el jardín, entonces te recomiendo:

  1. Que no le dé el sol directamente porque este puede “quemar” las hojas y quedarían amarillas.
  2. Que reciban sombra de árboles más altos, dado que le servirán de protección.
  3. ¡Cuidado con las heladas en invierno! Llegado el momento, cubre tu palmera para protegerla de las heladas.

En cualquier caso, plantarlas en una maceta o en la tierra directamente da igual, mientras reciba las condiciones de luz que necesite.

Riego de la palmera de salón: ¿mucho, poco o nada?

Desde ya te adelanto que en este tipo de palmera se debe mantener una humedad uniforme y lo más importante de todo… jamás se te debe secar.

Es más, en verano el riego debe ser aún más responsable y habitual porque las altas temperaturas podrían deteriorar la salud de la planta de forma grave.

Así que regar entre 4 y 5 veces a la semana es una frecuencia aceptable.

Riego y agua para tu Chamaedorea elegans o palmera de salón
Ojito con no pasarte. Como con casi todas las plantas de interior, más riego no siempre es mejor.

Aquí va un consejo:

Asegúrate de que el plato sobre el que apoyas la maceta tenga agua para aportar humedad extra a la palmera. Deberías regarla nuevamente solo cuando ese remanente de agua haya desaparecido.

¡Y aquí va otra advertencia!

Nunca inundes la planta con agua, porque la ahogarías.

Recuerda que por más que necesite agua, no quiere decir que la tengas que regar en exceso.

Tierra, sustratos y abono: el alimento de tu Chamaedorea elegans

Tal y como te comenté al comienzo de este artículo, la palmera de salón no es para nada exigente, por lo que no necesita sustratos ni abonos demasiado sofisticados. Sin embargo, hay algo muy importante a tener en cuenta y es que la tierra debe ser permeable para facilitar el drenaje del agua al regarla.

No debe quedar agua acumulada una vez que ya la has hidratado.

Por otro lado, el sustrato debería tener un mínimo grado de alcalinidad.

En viveros y tiendas especializadas puedes conseguir sustrato especial para palmeras. De lo contrario, te aconsejo optar por uno común para plantas de interior.

Trasplante y crecimiento de la Chamaedorea elegans en una maceta para interior o exterior
Trasplantar la Chamaedorea no es misión imposible. Más abajo en esta guía te cuento consideraciones del cuándo y cómo para que todo te vaya bien en el trasplante de tu palmera de salón.

En caso de que la plantes afuera, optar por el sustrato universal con perlita podría ser una buena alternativa.

Con respecto al abonado de la palmera, te sugiero usar uno específico para palmeras que se aplica durante la primavera y el verano. Otra forma de abonarla es alternando mes a mes un abono orgánico como el compost o humus de lombrices con el abono para palmeras.

Un consejo útil:

No fertilices la planta para promover el crecimiento de las raíces durante su primer año. Esto aplica también para cuando trasplantas la palmera, ya que se supone que los nutrientes del nuevo sustrato son más que suficientes.

Y hablando de cambio de macetas, no te pierdas el punto que sigue si quieres trasplantar tu palmera con éxito.  

¿Cómo trasplantar tu Chamaedorea sin que muera en el intento?

Aunque en general no representa mayores dificultades a la hora de cambiarlas de maceta, te dejo algunos tips que te van a ayudar.

  1. Antes que nada, realiza esta tarea en primavera, justo cuando el cepellón ya se encuentra enraizado con fuerza.
  2. Por si acaso, el cepellón es la tierra que se encuentra llena de raíces de la planta cuando la sacas del suelo para trasplantarla.
  3. Como te comenté más arriba, el momento del cambio de maceta dependerá del tamaño y del ritmo de crecimiento que tenga la planta. No obstante, se estima que dos años para plantas jóvenes, y entre tres y cinco para aquellas que sean adultas, está bien.
  4. Por último, si tu palmera creció mucho, basta con que la replantes con el sustrato superficial del cepellón.

Pero ¡ojo!, si notas que las raíces sobresalen la maceta tienes que cambiarla urgente de lugar a uno más grande.

¿Es necesario podar esta palmera de interior?

La realidad es que la Chamaedorea no necesita de una poda profesional ni sofisticada. Sin embargo, sí es importante quitar las hojas viejas y secas del tronco. Para ello te sugiero emplear tijeras de podar, mientras que unas tijeras de cocina son suficientes para cortar las puntas secas de las hojas.

A lo mejor te preguntas qué sucede si no retiras estas hojas secas.

Pues le quitan fuerza a la planta, dado que los nutrientes se desvían hacia sectores de la planta que ya no los necesitan.

Si te gustaría tener más de una de estas palmeras en tu casa, pasemos al punto que sigue así aprendes cómo se reproduce la Chamaedorea.

¿Cómo se reproduce una Chamaedorea elegans?

Este tipo de palmera se puede reproducir a través de la siembra con semillas, o bien con los tallos secundarios que irán naciendo del tronco.

Recuerda que tiene que estar en «buen estado de salud» para que estos hijuelos sean aptos para desarrollarse en una palmera nueva.

¡Mucho ojo!

¿Te acuerdas que unas líneas más arriba hablamos sobre flores machos y flores hembras?

Esto no es un dato menor, ya que la palmera, al ser dioica, necesita de un ejemplar macho y de un ejemplar hembra para reproducirse.

Pero calma, es muy simple, solo que requiere de paciencia.

Otras plantas de la misma familia botánica con diferentes cuidados
Exceptuando el cactus, la otra planta (en la izquierda) que puedes ver en esta imagen se llama Spathiphyllum y es de la misma familia botánica que la Chamaedorea.

Polinización en la Chamaedorea elegans

La forma más confiable y fácil de polinizar es usando tus manos y un cepillo. Tienes que cepillar las flores varias veces al día. Si aparece el fruto de la palmera tras la floración, esto quiere decir que la polinización fue todo un éxito.

También puedes comprar las semillas ya listas para sembrar.

Pero tendrás que ser muy paciente, porque ver crecer una palmera desde su semilla tomará mucho tiempo.

¿Cómo hacer crecer Chamaedorea elegans desde semillas?

Lo primero que tienes que hacer es dejar las semillas en agua tibia un par de días para que se ablande la coraza que tienen.  

Luego deberás colocarlas en pequeños recipientes en un mini invernadero que, al comienzo, debe estar al resguardo de la luz. Después, colócalo en un sitio en el que reciba mucha luz, pero no con rayos directos del sol.

Apenas se asome la plantita ya podrás ventilar el mini invernadero.

Cuando notes que ya han crecido bastante puedes colocarlas en una maceta.

Te recomiendo que coloques grupos de tres plantas en una misma maceta para aumentar las probabilidades de que una planta macho y otra hembra estén juntas.

¿Hay una manera más simple? La buena noticia es que sí, hay otra forma de reproducirla y es a través de sus tallos. Estos se quitan con un cuchillo de cocina y se plantan en otra maceta. Ten en cuenta que contengan raíces suficientes. De lo contrario, coloca el tallo en agua por unos días en un sitio que reciba buena luz natural.

Un último consejo: Apenas los plantes asegúrate de que el suelo esté siempre bien húmedo bajo un film hasta que las hojas comiencen a crecer.

Enfermedades y plagas de la Chamaedorea elegans

Tu palmera de salón se puede infectar con algunas plagas y sufrir enfermedades, pero nada tan grave que no se pueda solucionar.

Cuando se seca, pueden aparecer pulgones, insectos como la cochinilla o arañas rojas.

¿Cuál es la solución?

Lavarlas con agua y jabón potásico.

Ahora bien, si sucede lo contrario, es decir, que tiene un exceso de humedad, pueden proliferar hongos.

En caso de que tengas la palmera en tu jardín, hay un tipo de polilla que puede ser peligrosa y es la llamada Paysandisia.

Por último, otro bichito que no le hace bien es el picudo rojo o escarabajo.

Signos de alarma que debes tener en cuenta en tu palmera de salón

Cuando tu palmera tiene problemas, no tardará en manifestarlo.

¿Cómo?

A través de sus hojas, ellas te dirán qué anda pasando. Veamos de qué se trata.

  • Hojas amarillas: Cuando las hojas de esta planta se tornan amarillas, esto podría indicar que le falta riego, o bien que ha quedado expuesta al sol directo.
  • Hojas secas: En realidad, vale aclarar que se secan solo las puntas de las hojas. En este caso, si bien también puede ser falta de agua, quizá se encuentre en medio de una corriente de aire. En este caso, te aconsejo que la pongas al resguardo de fuentes de frío o calor como por ejemplo el aire acondicionado.
  • Hojas arrugadas: Si notas que las hojas se arrugan, es probable que esté expuesta a un calor agobiante. En esta oportunidad, solo tendrás que cambiarla a un lugar más fresco.

Dato curioso…

Esta palmera funciona como un filtro de aire natural.

Sí, así como lo lees. De manera natural, la Chamaedorea elegans filtra las toxinas propias del aire como la bencina y el formaldehído.

Así, tener una palmera en casa es una excelente forma de tener el aire purificado.

Interesante, ¿no?

Con respecto a si esta palmera es una planta segura, la respuesta es que sí. No presenta toxicidad para mascotas ni para niños.

Reflexiones finales sobre la Chamaedorea elegans

Espero que este análisis exhaustivo de la Chamaedorea elegans te haya servido para cuidar las que ya tienes, o bien para animarte a que comprar una.

Palmera de interior de género Chamaedorea
Sin duda alguna, una especie muy estilosa. ¿Sabes lo que también es estiloso? La combinación del color verde con el color rosa en las hojas de las plantas… porque sí, existen un número alto de plantas de interior con esas características. Puedes ver cuáles son las principales en mi artículo sobre plantas rosas y verdes.

Como habrás visto, es una planta sumamente resistente, pero de aspecto delicado y ornamental, que requiere cuidados muy básicos.

En mi opinión, es una especie ideal para quienes quieran tener plantas que no sean muy demandantes y que a su vez tengan un valor decorativo importante como esta especie.

Finalmente, y por si todo esto fuera poco, sus propiedades purificadoras de aire creo que le dan un plus muy atractivo, unos puntos extras a su favor.  

En resumen, son muchas sus ventajas y prácticamente no presenta aspectos negativos que debamos considerar.

¿Sabías que…?

¿Sabías que los errores más comunes a la hora de cuidar plantas interior son EXTREMADAMENTE similares a los errores más comunes a la hora de cuidar un huerto o un jardín de exterior?

Pues sí. ¡Así es!

Y yo mismo he recopilado estos errores en un ebook de acceso gratuito para todos los visitantes de Gracias Naturaleza. Aquí tienes el enlace de descarga:

10 Errores a evitar en el cuidado de cualquier planta.

Te aconsejo descargártelo ahora mismo (porque si no, se te acabará olvidando).

Un abrazo enorme y hasta la próxima,

-Mario Angulo

¿Y tú qué opinas?

¡Tú opinión me importa! Por favor, escribe tu comentario o duda con claridad y sin errores ortográficos. Procura que mantenga algo de relación con la temática del artículo. Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *